A la selección femenina, no hay quien la pare

Noticias > A la selección femenina, no hay quien la pare

La ciudad Cordobesa recibía en una noche cálida, con al menos 28 grados, a dos grandes selecciones. El Estadio Nuevo Arcángel de Córdoba, sería la cancha donde tanto la selección española, liderada por la nueva entrenadora Montse Tomé, como la selección suiza por Inma Gringa, se iban a medir en un encuentro, que no era nuevo para ninguna de las jugadoras. Pues, en octavos del pasado mundial, ambos equipos nacionales se vieron las caras en octavos, donde España venía de perder ante un contundente Japón por 4-0. Por otro lado. Suiza, llegaba de empatar ante Nueva Zelanda, en fase de grupos.


Así iniciaba la segunda jornada de la Nations League femenina. Nada más y nada menos que 14.194 espectadores, disfrutaron en el estadio de un gran desfile español, por parte de nuestras chicas. Desde un primer momento, la selección española salió a por el partido. Así se demostró tras el tanto de Lucía García, delantera del Manchester United. La gran intensidad de las jugadoras españolas supuso gran presión para la guardameta suiza, quien tras un error, entregó el balón a Mariona Caldentey. La jugadora, después de numerosos amagos empujaría la redonda a su compañera Lucía, autora del primer gol.


Por su parte, Suiza, no tuvo una gran respuesta. La posesión seguía siendo mayor para España, con un 54% al final de la primera parte, frente a un 46% para Suiza. La Roja llegaba de manera muy sencilla al área, sin embargo, no era suficiente para las jugadoras, pues un minuto antes de la que la árbitra pitase el descanso, llegaría Aitana Bonmatí. La jugadora del conjunto blaugrana aprovechó el centro, subiendo al marcador el segundo gol para la selección española.


La segunda parte comenzaba con algunos cambios. En las filas españolas, Athenea e Inma Gabarro entraban al campo por Eva Navarro y Lucía García. En cuanto a la selección Suiza, se marcharía Aigbogun, delantera del París FC, entrando al césped la jugadora Terchoun.
No iban a pasar muchos minutos para poder cantar otro gol. Sería en el minuto 49, cuando llegaría el tercero. Alexia en el área, facilitaría de nuevo, a Aitana, quien le pegaría con la zurda. Sin embargo, no sería el primer doblete para Aitana, pues previamente lo hizo durante el mundial, dejando ver la gran calidad de dicha jugadora.


Una selección campeona del mundo, no iba a parar aquí. En el minuto 57, llegaría el cuarto gol de nuestra selección. Una gran jugada de Athenea que finalizaría con un tiro a puerta, iba a poner contra las cuerdas a la guardameta suiza, pues el rechace iba a ser aprovechado por Inma Gabarro, poniendo el cuarto tanto en el tablero.
Parece que Suiza despertó. Las jugadoras tenían mayor posesión del balón y más presencia sobre el terreno de juego. Tras algunos cambios en ambas selecciones, llegarían los últimos diez minutos. Como mencionado anteriormente, la selección española seguía sin parecer conforme. Un perfecto remate de la centrocampista del Real Madrid, Maite Oroz, en el minuto 87, supondría el quinto y último gol de nuestras féminas.


El encuentro se iba a alargar hasta el minuto 95. La afición mostraba su apoyo a la selección española, mientras que disfrutaba de semejante festín. Con el fin del encuentro, España, una vez más, demostró su gran fútbol y el por qué son campeonas del mundo. Un encuentro para recordar, que hace ver que el fútbol femenino sí que se sigue en nuestro país.

Solo queda darles la enhorabuena a las jugadoras de la selección española y seguir apoyándolas.
Autora: Claudia Villa Gómez